La importancia de refrigerar los alimentos

La importancia de refrigerar los alimentos radica principalmente en el correcto mantenimiento de los productos y en la conservación de los mismos. ¿Por qué es eficaz refrigerar los alimentos? Básicamente, al almacenar los alimentos a una temperatura por debajo de los 8ºC, los microorganismos y la acción enzimática de los propios alimentos, pueden verse disminuidos considerablemente, retardando su degradación y deterioro. Por ese motivo, los alimentos duran más tiempo. Además, como inhibe el crecimiento bacteriano, las condiciones de seguridad de los alimentos se mantendrán y disminuirá el riesgo de enfermar. Cabe destacar, de todas formas, que la refrigeración no detiene el proceso de descomposición de los alimentos, sino que solamente lo retrasa durante algún tiempo -que varía dependiendo del tipo de alimento-.

¿Cómo refrigerar los alimentos?

Algunas recomendaciones, teniendo en cuenta diferentes tipos de alimentos, para que tengas en cuenta a la hora de refrigerar los alimentos.

  • Una vez abierta, la leche debe ser refrigerada entre cinco y siete días, debido a su alto contenido de agua, por su ph cercano a la neutralidad, y por sus diversos nutrientes que hacen que sea un excelente medio para el crecimiento de microorganismos.
  • El pescado es uno de los alimentos que menos tiempo dura refrigerado. Esto se debe a que posee microorganismos y enzimas adaptadas a bajas temperaturas. Es importante tener en cuenta que solo puede estar refrigerador uno o dos días antes de ser consumido si no ha pasado por el proceso de cocción (por lo general, los alimentos ya cocinados suelen durar un poco más refrigerados).
  • La carne también es un buen sustrato para el crecimiento de microorganismos ya que posee una elevada actividad de agua y es rica en proteínas. El máximo de tiempo de refrigeración aconsejado es de cinco días.
  • Al dejar platos preparados a una temperatura templada, se produce una condición en la que los microorganismos se desarrollan y multiplican con gran facilidad. Por este motivo, es importante mantener los platos preparados refrigerados.